El amor en los tiempos del Facebook

“Menos face y más love”

“Era inevitable: el olor de las almendras amargas le recordaba siempre el destino de los amores contrariados.” Esta es la frase con la que comienza Gabriel García Márquez (RIP) su tan famosa novela ‘El amor en los tiempos del cólera’. Veintiocho años después de la publicación de su libro, la manera en la que las personas llevamos una relación amorosa ha cambiado bastante, por eso hoy yo les traigo: ‘El amor en los tiempos del Facebook’ sin duda no tan enfermizo como el cólera, pero seguro terriblemente más contagioso.

La red social número uno vino a cambiar bastantes cosas en nuestra manera de relacionarnos. Una de éstas es, sin duda, el amor. Supongo que cuando Mark Zuckerberg  inició su proyecto nunca imaginó, ni en lo más mínimo, las consecuencias que su creación traería a las relaciones humanas, y mucho menos que sobre su consciencia caerían miles de lágrimas, celos y corazones rotos, pero ¡Hay un Dios Mark y todos nos veremos el día del juicio final!

En mis tiempos de adolescente la etapa del coqueteo era básica. Sonrisitas por aquí, sonrisitas por allá, miradas de un extremo del salón al otro, recaditos en el cuaderno, buscar la primera oportunidad para sentarse juntos, prestarse alguna cosa  y, claro, estar el mismo equipo de trabajo para verse después de clases. Obvio que al llegar las vacaciones pasaríamos dos meses sin ver al susodicho o la susodicha y lo único que tendríamos sería la foto del anuario, o sea una mini foto a la que estaríamos viendo como tontos hipnotizados por TODO el verano. ¿O esa era nada más yo? 😁

Hoy todas esas ñoñerías han sido sustituidas por los impersonales inboxes, whatsapps, likes, emoticons, snapchats… gracias a las redes sociales la etapa del coqueteo está en peligro de extinción. Ahora en lugar de esperar la llamada de quien nos gusta esperamos un friend request, lo que parecería un primer acercamiento inofensivo, pero que más bien es una invasión a la privada vida pública del otro.

Profile pictures, amigos, álbumes de fotos, check-ins, comentarios y likes, todo lo necesario para enterarte de lo que hace, con quién lo hace y dónde lo hace. Obviamente para el momento en el que llega el first date, si es que lo hay, uno debe fingir demencia y hacerse el que ni facebook checó. Entonces hacemos preguntas por mera rutina porque ya conocemos las respuestas y lo peor es que si por alguna razón nos contesta una cosa diferente a lo que ya vimos en su timeline le cachamos la mentira, súper turn OFF.

Y bueno, si el first date fue exitoso se entra en la etapa de ‘andar quedando’. Pero ¡Cuidado! Aún no se puede cantar victoria, podrían surgir detallitos casi insignificantes que pueden hacer arder Troya🔥:

1.Leído ✔️: En Facebook o whatsapp leyó el mensaje y no hay respuesta. ¿Por qué no me ha contestado?, ¿Se quiere hacer el interesante?, y no obstante puedes ver que la persona tiene actividad y sigue sin contestar. ¡Grrrrrrr!.

2.Última conexión: Hora y minuto de la ultima conexión de un usuario en whatsapp. Está online y no me habla ¿Con quién está hablando? o ¿Qué me estaba escribiendo y por qué lo borró?.

3.Likes 👍: ¿Quién le da likes a tus fotos? o al revés ¿A quién andas dando likes?

4.Tags : Te dice que no salió el fin de semana y que pasó el domingo en casa de su abuelita ,pero de repente l@ ves taggeado en las fotos del antro. ¡Andale chiquitoooo…! 

Cuando menos lo pensamos nos convertimos en novi@ psicópata del que tanto hablaba Adal Ramones. Antes por lo menos si no nos contestaban un mensaje pensábamos: que se quedo sin saldo, se le cayó el internet, el mensaje no llegó, se le acabo la pila u otra razón válida. Sin embargo, ahora con tanta tecnología que algo del estilo suceda es casi imposible.

Real: A mí un ex me preguntó que si cuándo iba a cambiar mi relationship status después de haber cortado, o sea Are you for f*cking real? Le importaba más cuando se iban a enterar los demás que el hecho de que hubiéramos terminado. Oh my! 😱

La era de la tecnología le roba la bonita privacidad y complicidad a los enamorados. ¿Cuántas veces vemos parejas sentadas comiendo y cada uno con el celular en la mano? y ¿Cuántas veces somos nosotros esas personas?. Seguramente el amor en los tiempos del cólera era mucho más romántico que en los tiempos del Facebook. Desconectémonos un poquito, intentemos el old style que ha siempre dado buenos resultados, el new style no tanto.

En lugar de enviar emoticons de flores 💐 mandemos flores de verdad, pongamos menos canciones de amor en los walls🎶 y llevemos serenatas, menos Paulo Coelho y más Pablo Neruda…

Love is in the air not online! ❤️

Besos ;*

I.

Advertisements

6 thoughts on “El amor en los tiempos del Facebook

  1. Pingback: El amor en los tiempos del Facebook | Espacio de Arpon Files

  2. Me encantó esto: “En lugar de enviar emoticons de flores mandemos flores de verdad, pongamos menos canciones de amor en los walls y llevemos serenatas, menos Paulo Coelho y más Pablo Neruda…”

    Morí de la risa con el “leído” y los “tags”… odio a Mark jajaja

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s